martes, junio 25, 2024
Revista Perfil Edición 114
Revista Perfil Edición 113
Revista Perfil Edición 112
Revista Perfil Edición 111
Revista Perfil Edición 110
More

    reciente

    spot_img

    La guerra sucia contra la candidata de la coalición Sigamos Haciendo Historia, Rocío Nahle García, tiene su origen en la incursion de Morena en el bastión del yunismo; sí, la zona conurbada Veracruz-Boca del Río, donde cada vez más se ve disminuida la fuerza la electoral de Miguel Ángel Yunes Linares.

    De aquí al próximo dos de junio, el personaje principal de Los Demonios del Edén, no solo sentirá ir en picada en la encuestas, sino que también perderá su feudo principal que lo destinada al fracaso electoral.

    Los despiadados y discriminatorios ataques contra Rocío Nahle, a partir de su origen y presuntas propiedades que atribuye Arturo Castagné Couturier, forman parte de la campaña negra que emana de Acción Nacional y Partido Revolucionario Institucional, pues en abierto, el empresario se sumó al equipo de José Yunes Zorrilla, candidato del PRI-PAN-PRD a la gubernatura de Veracruz.

    Castagné Couturier con una actitud misógina, retadora y amenazante, por dónde se le quiera ver, busca agraviar a Rocío Nahle; no se conocen, pero el simple hecho de formar parte del equipo opositor es motivo más que suficiente para denostar y agraviar, porque es la única manera del yunismo, del cual ya forma parte, para posicionarse, esto, ante los nulos resultados de las encuestas que no les favorecen.

    Por lógica y obviedad, el empresario es usado como mozo de los estoques del PRI-PAN, aquella combinación partidista de la que ha militado-milita Miguel Ángel Yunes Linares, quien ofreció en pago la diputación para la que fue postulado en el distrito de Martínez de la Torre, abanderando al PAN/PRI/PRD.

    La estrategia yunista, ya harto conocida y perversa de tirar la piedra y esconder la mano, ahora lo hace con el empresario, a quien vieron como mula de carga, para que haga el trabajo, que Yunes Linares por falta de valor civil no se atrevió, tal y como lo hacía cuando fue Secretario de Gobierno con Patricio Chirinos.

    Si de mansiones se trata, solo es cuestión de analizar la imagen que corresponde a los hijos del personaje principal de Los Demonios del Edén ¡Que descaro!

    Aquí explicación de la rabia yunista en contra de Rocío Nahle y su esposo José Luis Peña:

    Hace un año, la preferencia electoral en los municipios de Veracruz, Boca del Río y Jamapa la lideraba el PAN. Estudios de opinión revelaron que siete de cada diez habitantes favorecían a Acción Nacional.  

    Sin embargo, estudios recientes aplicando la misma metodología, revelaron que cuatro de cada diez ciudadanos, seguían fieles al blanquiazul, sobre todo en Boca del Río. Hoy, la preferencia partidista sin candidato, la encabeza el Movimiento de Regeneración Nacional (Morena).

    En conclusión, el prianismo está asustado y no es para menos, están acorralados por la Fiscalía General de la República (FGR) y por las resoluciones que en próximos días el Órgano Superior de Fiscalización (ORFIS) y la Fiscalía General del Estado (FGE) de Veracruz, emitirán respecto de las irregularidades de la cuenta pública 2021 de Fernando Yunes Márquez, exalcalde del puerto jarocho e hijo de Miguel Ángel Yunes Linares, por el presunto daño patrimonial de 270 millones de pesos, no es cosa fácil.

    Yunes Linares está aterrado, lo sabe… en su enfermiza megalomanía, incurre en excesivas sandeces y se empeña en hurgarle las barbas al tigre. Otros en su lugar, ya estarían ocultos en el Punto Nemo, pero el demonio Mayor del Edén no lo hará hasta que el pelo de la cola de caballo que sostiene la Espada de Damocles caiga sobre su gelatinosa humanidad.

    Las encuestas, que el mismo yunismo paga, apuntan a que la zona conurbada Veracruz-Boca del Río y Jamapa, ya es zona guinda, esto a partir del trabajo que el equipo de operadores de Rocío Nahle ha desplegado en casi 300 colonias, principalmente en sectores tirados a su suerte por la alcaldesa Patricia Lobeira, esposa de Miguel Ángel Yunes Márquez, hijo de Yunes Linares.

    También están perdiendo el municipio boqueño, encabezado por Juan Manuel de Unanue Abascal, un junior venido a menos, que gobierna a puertas cerradas, porque el olor del sudor de la gente morena la provoca vómito y comezón en las partes blandas.

    Es cuestión de recorrer 300 colonias populares, para ver la putrefacción en que se encuentran convertidas las calles de cientos de cinturones de miseria que los Yunes no se atreven a mostrar, vendiendo “humo” a la sociedad veracruzana, dando una falsa imagen de las verdaderas condiciones en las que se encuentra la población, cuando a todo mundo le consta que las aguas negras, las calles destrozadas, sin alumbrado público y la corrupción en estos ayuntamientos, ya tiene hasta la madre a los jarochos, boqueños y jamapeños.

    Después del dos de junio, Miguel Ángel Yunes Linares no tendrá margen de maniobra, porque desde ahora autoridades federales y estatales tienen listos varios expedientes. Así que como dice el más recalcitrante panegirista del “huevos tibios” de Perote -Yunes para no variar- Tiempo al Tiempo. 

    Y qué se entienda a los cuatro vientos, Rocío Nahle será la primera mujer gobernadora de Veracruz y va por todas las canicas.

    Latest Posts

    lo más leído